La Junta coordina con las administraciones el operativo de nevadas en León para garantizar la seguridad de los ciudadanos

La campaña de riesgos invernales moviliza personal y medios materiales de todas las administraciones y miles de profesionales y voluntarios de Protección Civil

El delegado territorial de la Junta de Castilla y León en León, Eduardo Diego, presidió este martes la reunión entre administraciones para coordinar el dispositivo de prevención y actuación integral diseñado ante cualquier contingencia derivada de fenómenos meteorológicos invernales, en particular las nevadas, con el fin de garantizar la seguridad de los ciudadanos.

En el encuentro participaron el jefe del Servicio Territorial de Movilidad, Juan Francisco Escanciano; el subdelegado del Gobierno, Faustino Sánchez; el diputado provincial de Infraestructuras y Parque Móvil, Roberto Aller; el Teniente Coronel de la Unidad Militar de Emergencias, Daniel Constantino; el inspector jefe de la Policía Local de León, Miguel Ángel Llorente; la alcaldesa de San Andrés del Rabanedo, Ana María Fernández; el concejal de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento, Protección Civil y Participación del Ayuntamiento de León, Álvaro Pola; y el presidente de Cruz Roja en León, Daniel Hernández.

Todos ellos resaltaron el trabajo de planificación y coordinación del operativo llevado a cabo en León, donde intervienen todas las administraciones públicas. Así, cada uno de los presentes expuso los medios materiales y humanos con los que cuenta su departamento y que pondrá a disposición del ciudadano en caso de ser necesario.

El Servicio Territorial de Movilidad cuenta con 158 efectivos, 65 vehículos, 27 de los cuales son quitanieves y fresadoras, y 22 almacenes de fundentes cuyo almacenamiento provincial asciende a 1.900 toneladas de sal y 45 toneladas de cloruro. Medio Ambiente pone a disposición, además del Centro Provincial de Mando, 17 auto-bombas y 150 agentes medioambientales y celadores de medio ambiente, con sus vehículos todoterreno entre el 1 de noviembre y 31 de marzo. Por su parte, la Agencia de Protección Civil dispone de un helicóptero de rescate, la Unidad de Apoyo Logístico en Emergencias y dos efectivos en León con vehículo todoterreno.

Plancal

El Plan de Protección Civil de Castilla y León (Plancal) es el protocolo de actuación tanto a nivel provincial como autonómico para las fases de prealerta y alerta para la activación en sus distintos niveles garantizando la coordinación y colaboración en todos los ámbitos que pueden verse afectados, desde la atención sanitaria, al suministro de las empresas proveedoras de servicios básicos o la vialidad de las carreteras, y en la coordinación de todos los servicios de emergencias de las distintas administraciones de acuerdo a los planes de Protección Civil, dirigidos por la Junta de Castilla y León.

Eduardo Diego repasó que los principales objetivos del Plancal son permitir el acceso a hospitales y centros de salud, a colegios y guarderías, permitir el acceso a personas que puedan requerir una asistencia inmediata, rescatar a personas aisladas en situación de peligro, solucionar situaciones de grave riesgo para la población en instalaciones singulares, regular las situaciones de posible aglomeración de vehículos en tránsito, restablecer el acceso a poblaciones aisladas y servicios esenciales y restablecer los servicios de transporte escolar y transporte público.

El dispositivo cuenta también con la colaboración de las empresas de suministros y prestación de servicios básicos, como luz, agua, gas y combustible, telefonía, autopistas o transportes, bajo la coordinación del Centro de Emergencias de Castilla y León 112.

Print Friendly, PDF & Email