Num: 2248 | Miércoles 1 de febrero de 2023
El tiempo - Tutiempo.net
El tiempo - Tutiempo.net

Andrés Seco defiende que España “no puede renunciar” al carbón y a la energía nuclear y considera que cuenta con un mix “envidiable”

El exdirector general de Operación de REE aboga por negociar plazos más largos el precio de la electricidad para evitar la volatilidad actualidad

Foto de archivo del carbón. / C. Sánchez

El exdirector general de Operación de Red Eléctrica (REE) Andrés Seco defendió este jueves que España “no puede renunciar” a ningún tipo de producción de energía, tampoco al carbón y a la energía nuclear, que generan en torno al 20 por ciento de la demanda nacional cada uno de ellos, y consideró que el país cuenta con un mix energético “envidiable” y que no se asemeja a territorios vecinos como Italia, Francia o el Reino Unido. “Necesitamos toda la que podamos, porque tenemos poca y la que tenemos es variable”, insistió.

Seco participó en una conferencia organizada por la Fundación Schola en Valladolid en la que aportó pinceladas sobre el sector eléctrico, cómo se forman los precios, puntos fuertes y débiles e interconexiones. También repasó las “oportunidades, peligros, retos y problemas que hay que resolver”. Exconsejero de ENTSO-E, socio de Antares District y patrono de la Fundación Renovables, Seco recordó que España tiene “muy buena radiación solar, pero sólo por el día; por eso por la noche está la nuclear”. Y cuando no funciona la eólica, “la demanda necesita los ciclos combinados”. “España necesita todas. Podemos sacar pecho de que el mix de generación es muy variado”, justificó.

El experto sostuvo que la demanda de energía eléctrica en los últimos años se reparte de forma bastante homogénea. Así, un 20 por ciento corresponde a la nuclear, otro tanto, a la eólica, también un 20 por ciento al resto de renovables, el mismo porcentaje al carbón y el resto, igualmente un 20 por ciento, lo forman los ciclos combinados y la cogeneración, que funcionan con gas natural. “Este modelo da mucha flexibilidad, que es la clave del siglo XXI para evitar apagones”, remarcó.

Por ejemplo, señaló que durante la tarde de este jueves y en tiempo real, la energía nuclear produjo el 21 por ciento de la energía demandada y el mineral, el 20. “El carbón es a estas horas la segunda energía de demanda. Imagínate si es necesario”, argumentó Seco, quien añadió que tanto el carbón nacional como el importado son más baratos que el gas natural.

Igualmente, en contra de lo que aseguran algunos expertos, destacó que desde el año 2013 el carbón nacional no recibe subvenciones y que tanto el que queda en Asturias como en Castilla y León son “muy competitivos respecto a otros importados”.

Sector con precios volátiles

Otro de los temas que se abordaron en la ponencia de Andrés Seco fue la volatilidad de los precios de la luz. Entre risas recordó que la jornada estaba programada desde hace meses y justo ahora coincidió con unas fechas en las que la actualidad manda. “La volatilidad es una característica típica de este tipo de mercados. Cuanto más cerca del tiempo real se negocia un producto, más volatilidad existe. A ello se suma, lógicamente, que la electricidad no se puede almacenar y todo ello “encarece” el precio.

Por ello, abogó por negociar a plazos más largos. “Si negocias un precio a diez años, para empezar a aplicarlo dentro de un año, el precio será menos volátil que si negocias una hora de mañana. La incertidumbre que tiene esa sola hora para mañana es mayor que para el largo plazo”, explicó.

Sin embargo, matizó que este sistema es el “de toda la vida”, pero este invierno “ha sucedido la tormenta perfecta” ya que, según comentó, a la revisión de varias centrales nucleares en Francia se han unido una “de las mayores olas de frío de los últimos diez años” y los altos precios de los sustitutivos (el gas en España y el fuel en Francia), que también están “en el punto más alto de los últimos años”.

“Si hay certeza de que una central de gas funcionará de forma continua se compran más barcos en un plazo estable. Pero si la previsión es de pocas horas o un par de semanas, no contratas un barco, sino que acudes al mercado al contado de gas, que es más caro. Y si compras gas caro, la electricidad será más cara”, razonó.

Durante la charla en Valladolid, Seco expuso ejemplos didácticos de la vida cotidiana. Así, manifestó que el billete de AVE para llegar de Madrid a Valladolid lo adquirió hace dos semanas, con un precio “de ida y vuelta más barato” que si hoy hubiera comprado en ventanilla el de ida y mañana volviese a hacer lo mismo con el de vuelta. “Eso es lo que pasa con electricidad. Como los dueños de Gas Natural no tenían certeza de comprar ese billete anteriormente, lo han hecho de forma inminente y ahora es más caro”, ejemplificó.

En este sentido, este hecho provocará siempre que “cuanto más cerca del momento de entrega se compre la energía, más volátil será el precio, aunque no siempre significará que sea más caro”.

Esto dependerá, explicó, de los precios de la eólica, el gas y el fuel. Esto supone que cuando existe gran producción de la energía del viento “bajan los precios de la electricidad”, porque su coste variable es de 10 euros el megavatio hora. Por su parte, el de ciclo combinado de gas, en un régimen corto (menos de una semana), puede situarse por encima de los 70 megavatios por hora. “La diferencia es brutal y no hay término medio. O hay mucha eólica, que hace que el precio se acerque a los 10 euros, o no tienes eólica y el espacio se debe cubrir con gas natural, con precios a 70 euros, que es lo que ha pasado. En el resto de energías los precios son más predecibles y por eso los bandazos siempre se achacan a la cantidad de energía eólica”, alegó.

Print Friendly, PDF & Email
ACTUALIDAD DIGITAL IBÉRICA
Editor:
Alejandro J. García Nistal
Redacción:
Álex Estébanez (Redactor jefe) / Patricia Castro
redaccion@lacianadigital.com | publicidad@lacianadigital.com | administracion@lacianadigital.com


© 2023 Actualidad Digital Ibérica. Todos los derechos reservados.